KIT DIGITAL. Subvenciones de 2.000 €  para tu nueva web, para digitalizar tu facturación, tu tienda online…  MÁS INFO AQUÍ 

¿Conoces los seis pilares del Marketing Digital?

Collaborative work. Group of marketing experts working together on startup project, sitting at table

Es sabido por la mayoría de empresas la importancia que hoy día tienen los canales digitales y móviles para adquirir y retener clientes. Sin embargo, no tienen un plan de Marketing integrado para su crecimiento empresarial y atraer a sus audiencias on line de una manera efectiva.

Con este post no queremos otra cosa que explicar los seis pilares fundamentales que has de seguir para garantizar el éxito en el Marketing Digital.

1.- Estrategia y objetivos

Para formular una buena estrategia de marketing de contenidos de tu empresa debemos establecer hacia quiénes te vas a dirigir y quiénes será tu buyer persona. Es muy necesario segmentar el mercado y proporcionar productos de acuerdo con las necesidades de un público específico porque ello aportará valor a la empresa y te ayudará en la fidelización de clientes.

2.- Objetivos y medición. Aquí se encuentra la clave para que tu web tenga cada vez más autoridad. A menudo, podemos observar como miles de páginas web e incluso blogs o redes sociales comienzan con mucha fuerza e intensidad, pero poco a poco pierden constancia y con ello, la fidelidad e interés por parte de los usuarios.

Para que esto no suceda es necesario planificar publicaciones de forma periódica con un buen calendario de publicaciones (en otro post te explicaremos como hacerlo), así como realizar informes digitales que incluyan KPI, atribución y conocimiento del cliente.

3.- La redacción de los contenidos, otro punto clave.

En este sentido, el estilo, el tono y la extensión dependerán de muchos factores, pero hay algo que siempre se ha de cumplir: el contenido que ofrezcas a tus usuarios debe aportar valor.

  1. Publicación

Los contenidos que publiques en tu web o blog deben ser muy variados. Es recomendable que les añadas enlaces externos, para vincularlos con sitios web interesantes para tu empresa. Además, debes compartirlos en tus redes sociales, para tratar de generar tráfico de entrada a tu sitio web.

A la hora de enriquecer la calidad y las fuentes de tus publicaciones, busca autores de tu ámbito de actividad y que interesen a tu buyer persona. Localiza artículos que aporten valor y que puedan interesar a las personas que visitan tu sitio web. Compártelos, añadiendo el nombre del autor y un enlace al contenido de origen.

Con ello estarás llevando a cabo, no solo una táctica de linkbuilding, sino una buena práctica, que te dará fiabilidad frente a tu público objetivo y generará vínculos con los autores.

Si añades vídeos, podcast, infografías y subtítulos conseguirás hacer una lectura más amena y más gráfica. Si consigues mantener el interés del lector, lograrás que vuelva pronto.

  1. Viralización

Todo el que publica un contenido, desea que se haga viral. El objetivo último de todo autor es que su creación llegue al mayor número de destinatarios posibles, sobre todo de aquellos que son sus potenciales clientes.

Para ello, debes seguir una serie de pautas para lograr un contenido que tenga gancho. Céntrate en la perspectiva social, en contar historias que transmitan valores, que hagan implicarse al destinatario, que pongan de manifiesto una cierta capacidad de superación de sus protagonistas.

Elige bien las redes sociales en las que vas a compartir ese contenido, estudia al público al que va dirigido. Permite que los demás puedan comentar y compartir. Trata temas de actualidad, incluye toques de humor y enfócate en lo positivo. Las publicaciones con un enfoque optimista, estadísticamente, suelen tener más repercusión que las negativas.

Utiliza hashtags, apela a las emociones, sorprende con tu mensaje o incluye fotografías o vídeo de alta calidad.

  1. Medición y análisis

Una vez has diseñado tu estrategia de contenidos, con objetivos, plan editorial, siguiendo criterios de posicionamiento y enfocado a tus clientes potenciales, para aportarles información interesante, ahora tienes que medir el resultado de tus acciones.

Herramientas como Google Analytics, Google Search Console o SEMrush son algunas de las imprescindibles para ayudarte a medir los resultados de tus esfuerzos. Con ellas puedes disponer de infinidad de datos sobre las visitas a tu web o blog, tasa de rebote, duración de cada visita o las páginas más visitadas.